Copropiedades.com.co

cmc@copropiedades.com.co

+57 1 7444120

Carrera 19A # 84-82 Of. 201 

Bogotá - Colombia

Consultas

SUSPENSIÓN DE LA CORRESPONDENCIA A DEUDORES MOROSOS - ¿Se puede depositar la correspondencia de los deudores morosos en una urna y cerrar el casillero?

¿Se puede depositar la correspondencia de los deudores morosos en una urna y cerrar el casillero?

RESPUESTA.

Las sanciones relativas a la correspondencia, han sido objeto de varios pronunciamientos por parte de la Corte constitucional, que ha tutelado los derechos fundamentales de los residentes cuando se les impide el acceso a la correspondencia y a otras comunicaciones, por considerar que una sanción de este tipo vulnera el artículo 15 de la Constitución Política, según el cual, “la correspondencia y demás formas de comunicación privada, son inviolables”.

Sobre el particular, esta corporación se manifestó mediante Sentencias T-630/97 y SU.509/01, en las cuales señaló lo siguiente:

En la SU.509/01: “Hay que partir de la base de que la orden de impedir la recepción de correspondencia se constituye en un proceder caprichoso, pues transgrede el núcleo esencial del derecho a la intimidad personal y familiar previsto en el artículo 15 de la C. P. Pero una restricción que no impida el acceso a la correspondencia sino que establezca una regla de comportamiento, así sea mortificante para el moroso, no da lugar a tutela.”

En la T-630/97: “La orden que impide la recepción de correspondencia y toda forma de comunicación privada de los residentes de conjuntos residenciales es arbitraria, pues transgrede de manera desproporcionada el derecho fundamental contenido en el artículo 15 de la Constitución. No ocurre lo mismo con el servicio de selección de la correspondencia, lo cual no transgrede el núcleo esencial del derecho ni afecta una necesidad vital de la persona.”

En conclusión, impedir el acceso de los deudores morosos a la correspondencia sí constituye una vulneración al artículo 15 de la Constitución Política, que establece “la correspondencia y demás formas de comunicación privada, son inviolables”, y como tal, los derechos fundamentales transgredidos son susceptibles de ser amparados vía tutela.

No ocurre lo mismo cuando simplemente no se clasifica o almacena la correspondencia en el lugar acostumbrado, pues estas omisiones no se consideran violatorias de los derechos fundamentales de la persona.

Finalmente, siempre que no se coarte el derecho de las personas a acceder a la correspondencia, esta podrá ser ubicada en un lugar de acceso diferente al acostumbrado, cuando así se le haga saber al interesado y ello no implique una violación de las comunicaciones. En todo caso, este tipo de sanciones deben estar debidamente reglamentadas y para su imposición deben ser respetadas todas las garantías que impone el derecho fundamental al debido proceso.



Normatividad relacionada:

Constitución Política de Colombia, art. 15 y 29

Corte Constitucional Sentencia SU.509/01

<a href="http://www.corteconstitucional.gov.co/relatoria/2001/SU509-01.htm">http://www.corteconstitucional.gov.co/relatoria/2001/SU509-01.htm

Corte Constitucional Sentencia T-630/97

<a href="http://www.corteconstitucional.gov.co/relatoria/1997/T-630-97.htm">http://www.corteconstitucional.gov.co/relatoria/1997/T-630-97.htm