Copropiedades.com.co

cmc@copropiedades.com.co

+57 1 7444120

Carrera 19A # 84-82 Of. 201 

Bogotá - Colombia

Consultas

INCUMPLIMIENTO CONTRATO / PÓLIZA DE CUMPLIMIENTO -¿Cómo hacer efectiva la póliza de cumplimiento?

Teniendo en cuenta que la copropiedad suscribió un contrato de interventoría y la contratista no cumplió. ¿Cómo hacer efectiva la póliza de cumplimiento?

RESPUESTA.

En caso que se hubiere exigido al contratista constituir póliza de cumplimiento del objeto y obligaciones contractuales, lo primero que debe hacer la copropiedad es enviar requerimiento escrito con acuse de recibido a la dirección de notificación registrada en el contrato como domicilio de la contratista por medio del cual se señale el incumplimiento, evidenciado las obligaciones incumplidas, los requerimientos efectuados, plazo de ejecución, las consecuencias legales en caso de persistir (cobro de cláusula penal, indemnización de perjuicios, costas procesales, etc.) y la concesión de un plazo perentorio para su cumplimiento si a ello hubiere lugar, con copia a la compañía de seguros.



Si la contratista no se allana a cumplir, verificada la vigencia de la garantía, la copropiedad puede optar por hacer efectiva la garantía de cumplimiento presentando reclamación ante la compañía de seguros, efecto para el cual se realizan las siguientes precisiones:



El objeto del amparo de cumplimiento es cubrir al contratante, contra los perjuicios directos derivados del incumplimiento de las obligaciones emanadas del contrato garantizado imputable al contratista. Se configura el siniestro en el caso que el contratista garantizado sea legalmente responsable del incumplimiento de la obligación garantizada por la póliza y se demuestren los perjuicios ocasionados con el incumplimiento.



Es una de las obligaciones del contratante dar aviso a la Aseguradora dentro del término de tres (3) días, so pena de deducirse de la posible indemnización el valor de los perjuicios que cause tal incumplimiento.

Para formalizar la reclamación, corresponderá al asegurado demostrar la ocurrencia del siniestro, así como la cuantía de la pérdida, acompañado los soportes existentes como los requerimientos efectuados a la contratista. A su vez la compañía podrá solicitar pruebas adicionales.

La compañía aseguradora podrá tomar a su cargo el cumplimiento del contrato, caso en el cual sustituirá al contratista garantizado en todos los derechos y obligaciones derivados del contrato asegurado.

En caso que la reclamación sea objetada por parte de la compañía de seguros, deberá iniciar ante la jurisdicción ordinaria la acción de responsabilidad civil contractual contra la contratista, vinculando como tercero civilmente responsable a la aseguradora, con lo cual, el juez podrá condenar a ésta última al pago de los perjuicios hasta el monto pactado como valor asegurado.

Para tal efecto, es importante tener en cuenta que todos los contratos bilaterales llevan implícita la denominada condición resolutoria tácita contemplada en el artículo 1546 del Código Civil, según la cual, la parte cumplida a su arbitrio, puede solicitar la ejecución forzosa o la resolución del contrato junto con la indemnización de perjuicios. En su caso, puede solicitar la rescisión del junto con todos los perjuicios sufridos los cuales deben ser debidamente cuantificados y demostrables, pues la indemnización de perjuicios busca es reparar más no enriquecer.

Igualmente, si en el contrato de interventoría se pactó cláusula penal, puede ser solicitada sin ser objeto de prueba dentro del proceso judicial. El cobro de la cláusula penal en principio cubre los perjuicios sufridos por la parte cumplida ya que esta es una estimación anticipada de los mismos que realizan las partes al momento de la suscripción del contrato. Sin embargo, si los perjuicios sufridos llegasen a ser mayores que el valor determinado como multa, puede solicitar dentro de las pretensiones se reconozca el valor de la cláusula penal y adicionalmente el valor de los perjuicios no cubiertos por esta.

Con base a lo anterior, la responsabilidad contractual se caracteriza por la obligación que tiene una persona de indemnizar o de reparar los daños causados a otra por el incumplimiento de una obligación, ya sea de dar, hacer o no hacer, surgida de un contrato, convenio o acuerdo de voluntades celebrado entre el causante y el perjudicado. Los elementos de la responsabilidad entonces son, el incumplimiento de un deber contractual, la generación de un daño a raíz de dicho incumplimiento y el nexo causal entre ambas.

Para solicitar la indemnización de perjuicios pertinente, la demanda de responsabilidad civil contractual debe ser interpuesta ante la jurisdicción ordinaria atendiendo a los factores de competencia (cuantía, territorialidad, funcionalidad y objetividad) y cumpliendo todos los requisitos consagrados en el artículo 82 y siguientes del Código General del Proceso, en donde las pretensiones deben ir encaminadas a solicitar la resolución o ejecución forzosa y determinando con exactitud la cuantía de los perjuicios para establecer la competencia del órgano judicial encargado de dirimir la disputa.

Es menester precisar que quien desee acudir al sistema judicial, debe intentar una conciliación extrajudicial en derecho como requisito de procedibilidad para que la demanda sea admitida en la jurisdicción ordinaria, siendo éste un escenario propicio para que las partes puedan llegar a un acuerdo sin necesidad de iniciar el proceso judicial el cual toma tiempo y dinero.

Normatividad relacionada:



Código civil


Código de Comercio